Un agujero de Droga Oral

Droga ¿Cuál es su razón de ser? Pasarlo bien o mal, sentir o dejar de hacerlo, olvidar o vivir al máximo un momento. Un croma, una silla, un objetivo, una cámara y un testimonio honesto pueden tener la respuesta en la nueva película de Chus Gutiérrez: ‘Droga Oral‘. Es una realidad que el consumo de drogas blandas o duras está extendido, no es un hábito aislado o marginal, ahora la droga aparece como una experiencia única, que como mínimo hay que probar una vez en la vida, en la juventud, para vivir al máximo unos segundos, minutos. Una paradoja extraña cuando finalmente acaba consumiendo ¿Cruda realidad?

Medianoche, estás en un hotel con el chico de tus sueños, estáis teniendo una noche prometedora y conforme os besáis saca cualquier sustancia que se te pase por la cabeza. Promete ser el momento, una sensación increíble que juntos compartiréis, una sensación que hará esa noche algo para no olvidar porque os elevaréis, cada centímetro de vuestro cuerpo estará unido física y mentalmente y esa conexión será tan fuerte que nadie podrá separaros (al menos durante unas horas) ¿Lo dejas o lo tomas?

‘Droga Oral’ de Chus Gutiérrez viene a levantar los tabúes para profundizar en ella, en la droga, porque si las campañas anti droga no funcionan, quizás decir la verdad, ser claros, puede dar una fotografía diferente a la del yonki que esnifa sobre una mesa de cristal. Va más allá y habla del estatus de legalidad que hace una cosa aceptable o reprochable en la sociedad, porque de algún modo se evoluciona hacia la dependencia de medicamentos, pastillas para dormir y un largo etcétera. Levantar el misterio sobre lo prohibido revela su carácter y no hay mejor campaña preventiva que esa. ‘Droga Oral’ lo entiende, porque no habla de química, habla de personas.

Y es que eres joven, quieres sentir, quieres exprimir cada momento, sentir que vives, que respiras, que subes, que caes. Sin embargo la droga no puede ser la respuesta (legal o no legal), no puede serlo, no tiene sentido fingir una sensación con algo creado por el hombre, porque nuestro cuerpo es ajeno, no lo conoce y si hay algo bueno en nosotros es nuestra alma, nuestra esencia y nuestra capacidad (real) de sentir. De esta ficción de la droga habla Chus Gutiérrez en un especial documental que revela los motivos reales o irreales, sentidos o no.

 

Droga-oral3_ampliacion

 

 

 

 

 

 

 

 

 

En el tráiler un chico dice que “los adictos tenemos aquí un agujero que es insatisfacción total”, un agujero que se llena de pastillas blancas en lugar de amor, consejo y comprensión. Una película que abre tus ojos a una realidad que no puedes negar, porque quizás probaste y no fuiste consciente.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s